• Compartir
  • Escuchar
  • Imprimir

Entrevista con David Istance

La tecnología transforma los roles del aprendizaje

David Istance
13/07/2012 / Por Teresa Bau David Istance es un experto en innovación en el aprendizaje e investigador del Centro de Investigación sobre Educación e Innovación (CERI) de la OCDE. Después de su reciente conferencia en el marco de los Debates de Educación, organizados por la UOC y la Fundación Jaume Bofill, nos recibió para hablar de cómo tienen que ser los entornos de aprendizaje del siglo XXI.
En qué consiste el proyecto Innovative Learning Environments que la OCDE desarrolla con la Fundación Jaume Bofill?

Es un proyecto con la participación de veinticinco países, organizaciones y redes que tiene como objetivo renovar la manera en que aprendemos. Nosotros entendemos que el liderazgo en el aprendizaje no debe tenerlo una única persona o institución, sino que debe distribuirse. Pensamos que hay que romper algunas barreras que existen en la educación; por ejemplo, el hecho de que los maestros trabajen aislados y no en equipo. Tenemos que crear entidades educativas que sean al mismo tiempo formativas.

Como por ejemplo ...

Por ejemplo, que los maestros puedan compartir estrategias, observar cómo trabajan sus colegas y también ser observados, que puedan criticar y recibir críticas... Todo para enriquecer y mejorar su trabajo. Los maestros tienen que apuntar a sus estudiantes cuáles son sus puntos fuertes y cuáles sus puntos débiles, y rediseñar la forma como aprenden.

Para innovar, hace falta investigación. Hay bastante en el campo del aprendizaje?

Falta investigación sobre el trabajo que realizan los maestros y falta el acceso a esta investigación. Hacen falta repositorios con conocimiento sobre su práctica para que los maestros puedan acceder a ellos y mejorar e innovar en su trabajo.

Cree usted en la escuela tradicional?

Sí, creo en un entorno central de aprendizaje donde los alumnos se encuentran con sus amigos. Se ha demostrado que funciona. Hay muchas escuelas que trabajan muy bien y son innovadoras; el reto es que este tipo de educación sea para todos los estudiantes, no solo para unos pocos afortunados.

La escuela tiene que ser el centro del aprendizaje?

Sí, pero no tiene que ser el único punto, sino que debe haber otros entornos de aprendizaje. Por otro lado, algunos estudiantes están en desventaja porque en su casa tienen entornos difíciles que no les motivan a aprender.

Algunos entornos de aprendizaje fuera de la escuela en los que trabajen?

En Portugal existe una escuela móvil para estudiantes que trabajan en circos y pueden contactar con sus tutores cuando quieren por internet. En Dinamarca algunas escuelas combinan la educación formal en la escuela con la educación no formal que siguen los estudiantes en talleres de artistas y artesanos locales, en teatros, etc.

Puede ponerme algún ejemplo de escuela innovadora en Cataluña?

El Instituto Escuela Jacint Verdaguer de Sant Sadurní d'Anoia forma parte del proyecto Entornos innovadores de aprendizaje (Innovative Learning Environments) de la OCDE. Es una escuela pionera en la integración de las TIC. La tecnología ha cambiado la forma de enseñar y de aprender, así como el rol de los maestros, los estudiantes y las familias.

Cómo ha mejorado la escuela?

Ha pasado de ser una escuela de última opción para las familias, como era durante los años noventa, a una escuela prioritaria para las familias, en la que los estudiantes obtienen resultados notablemente mejores que en el resto de escuelas catalanas y que es estudiada por profesionales de la educación por sus buenos resultados (en este enlace se puede leer el proyecto entero).

La tecnología es una parte central en los entornos innovadores de aprendizaje?

Sí, es fundamental porque transforma los roles del aprendizaje. Puede cambiar quién es la persona que aprende y quién es la persona que enseña, mejora el acceso al conocimiento, el aprendizaje colaborativo, la evaluación ...

A los estudiantes actuales les motiva la tecnología. Esto ya es una ventaja ...

Sí, es importante que las escuelas usen tanto como puedan la tecnología. Se puede utilizar de formas muy diversas, desde realizar películas con los estudiantes hasta clases por videoconferencia, grupos de facebook, etc. La tecnología es fantástica para poder compartir conocimiento, y esto hace la escuela más eficiente y más económica. En Colombia existe un proyecto en que los maestros, en lugar de viajar por diferentes puntos del país para educar, comparten el conocimiento con las TIC.

Pero en el mundo digital no todo es interesante ni motivador.

Las escuelas deben interesarse por el mundo digital, pero no ser un reflejo de él, porque el mundo digital promueve también valores muy superficiales, como la mayoría de medios de comunicación.

Cómo se consigue estar interesado en aprender durante toda la vida?

Si entendemos por qué aprendemos y cuán interesante es aprender, estaremos más comprometidos con el aprendizaje a lo largo de la vida. Por otro lado, es importante crear ya desde pequeños un buen ambiente de aprendizaje para poner las bases de este deseo de formarse durante toda la vida. Estimular la curiosidad, el emprendimiento, la investigación, el trabajo en equipo... Todos estos conceptos son fundamentales en el aprendizaje del siglo XXI.

Creative Commons. Algunos derechos reservados
Este texto está -si no se indica lo contrario- bajo una licencia Reconocimiento- NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Espaa de Creative Commons. Puedes copiarlo, distribuirlo y comunicarlo públicamente siempre que cites su autor y Universitat Oberta de Catalunya (UOC), no los utilices para fines comerciales y no hagas con ellos obra derivada. La licencia completa se puede consultar en http://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/3.0/es/deed.es.