Historias de impacto

Cèlia Ruiz, voluntària de la Fundació d'Oncologia Infantil Enriqueta Villavecchia

Cèlia Ruiz, voluntaria de la Fundación de Oncología Infantil Enriqueta Villavecchia

«Utilitzar Scratch con niños convalecientes de enfermedades crónicas potencia aspectos muy valiosos»

«Aunque estén enfermos, los niños quieren jugar. Y con el Scratch enseguida vi que como herramienta de creación de entornos de videojuego tiene posibilidades reales de funcionar. Por eso, a partir de la formación que recibí de la UOC, lo he utilizado en las atenciones domiciliarias que realizo con niños afectados por enfermedades crónicas.»

«He comprobado que utilizando Scratch con niños convalecientes se potencian aspectos tan valiosos como la curiosidad, la capacidad analítica y la posibilidad de concentración en una misma tarea más de diez minutos.»

«La confianza y la satisfacción también son importantes, porque los niños comprueban que tienen a su alcance programar un videojuego sencillo. Y esto fomenta su impresionante creatividad e imaginación, en la que conviven naves espaciales con dinosaurios.»

«El Scratch es un recurso muy dinámico y práctico para jugar con los niños que atendemos desde la Fundación, que tienen enfermedades oncológicas neurológicas, por ejemplo, y que han sido ingresados en Sant Joan de Déu, en el Hospital Germans Trias i Pujol, en el Hospital de Sant Pau, en el Parc Taulí de Sabadell o en el Vall d'Hebron.»